Download La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento

Document related concepts

Pop wikipedia, lookup

Música popular wikipedia, lookup

Pop rock wikipedia, lookup

Hitomi wikipedia, lookup

World music wikipedia, lookup

Transcript
La Música Pop en Español: Industria Artificial y
de Entretenimiento. Orígenes del Fenómeno y su
Reproducción Masiva
Pop music in Spanish: Fake Entertaining Industry. Origins of the phenomenon and its mass reproduction.
René León Valdez - [email protected]
Resumen
El impacto del género de la música pop dentro del mundo contemporáneo es inevitable.
Este fenómeno, que inició como un estilo que, aparentemente, no ofrecía nada nuevo,
cobró fuerza gracias a sus melodías envolventes, cuyas letras ofrecían un único mensaje.
El presente artículo tiene como objetivo desarrollar los elementos esenciales del
surgimiento de la música pop dentro de un mundo globalizado, donde el capitalismo
funge como intermediario entre los productores musicales y el público. Como primer
acercamiento al género se ofrece una contextualización histórica de la música pop en
Estados Unidos y su posterior traslado a otras regiones donde se adoptó como parte del
estilo de vida de las personas.
El fenómeno de la música pop en México tuvo impactos y repercusiones que, hoy en
día, siguen manifestándose aún cuando el estilo ya no presenta las mismas características
que tuvo al momento de su incursión en del país. La llegada de la música pop a México
implicó su establecimiento como una nueva industria del entretenimiento masivo, donde
la fabricación de artistas o “estrellas” fue la principal tarea a la que se dedicaron las corporaciones que buscaban nuevos talentos para ofrecer al público juvenil.
Palabras Clave: Industria del entretenimiento, música pop, consumo, ideología, mainstream.
Abstract
The impact that pop music has in the contemporary world is unavoidable. This
phenomenon that apparently started as a genre that had nothing new to offer gathered
strength thanks to its captivating melodies and whose lyrics offered a unique message.
This article intends to develop the essential elements involved in the emerging of pop
music within a globalized world, where capitalism acts as an intercessor between music
producers and the audience. As a first approach to the genre, a historical contextualinúm. 14, ene-abr, 2013, pp. 74–98
Keywords: Entertainment industry, pop music, consumption, ideology, mainstream.
❧
“Una sinfonola tocaba el bolero. Hasta ese momento la música había sido nada más el Himno
Nacional, los cánticos de mayo en la iglesia, Cri-Cri, sus canciones infantiles –Los caballitos,
Marcha de las letras, Negrito sandía, El ratón vaquero, Juan Pestañas- y la melodía circular,
envolvente, húmeda de Ravel con que la XEQ iniciaba sus transmisiones (…).”
-José Emilio Pacheco, Las Batallas en el Desierto.
“Ey, familia…danzón dedicado a la güera Esther y amigos que la acompañan. Se apaga la luz
y a mover la cintura. Overoles y sacos lustrosos. La cara complaciente de un gendarme
y el ademán relativamente bravío del inspector-autoridad. Una mesa llena de pequeños
vasos y un mesero distribuyendo fichas. La Cacariza ebria en un rincón y la Gorda con un
muchacho que le pide otro anís doble”.
-Carlos Monsiváis, A ustedes les consta.
“A mi me encanta la juventud de hoy, su moda, sus canciones, su libertad, su falta de hipocresía,
su manera de enfrentarse al amor y de vivirlo. Prefiero a los Beatles que a Beethoven.
¿Cómo comparar “I´ll be mine” de John Lennon, “The foll on the hill” de Paul McCartney
con los románticos de mi época?”
-Elena Poniatowska, La noche de Tlatelolco.
Un fenómeno masivo: el surgimiento de la música Pop
E
l desarrollo de este género musical, que ha marcado el rumbo de la
música durante la época contemporánea, tuvo sus orígenes en la ciudad
estadounidense de Detroit, un centro urbano donde se concentra la
mayor parte de la población de raza negra y se presentan acontecimientos
75
Multidisciplina 14
zation of pop music in USA is presented and its subsequent transfer to other
regions where it was adopted as part of people´s lifestyle.
The pop music phenomenon in México had influences and repercussions
that, nowadays, are still manifesting even when the genre does not show the
same characteristics it had at the moment of its launch into the country. The
advent of pop music to México entailed its establishment as a new industry
for mass entertainment, where manufacturing artists or “starlets” was what
corporations looking for new talents to offer to young audience dedicated to
as their main task.
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
citadinos que eran comunes en las grandes urbes pero que no eran ajenos a los
habitantes que compartían una convivencia frágil y débil: las constantes olas
de violencia y el despotismo causado por la segregación racial. Como consecuencia de estos sucesos, ocurre algo que ya era más que previsible: la gente
de raza blanca abandonó la ciudad debido a las crisis que se vivió a finales de
los años sesenta. Los únicos que deciden permanecer en la ciudad son gente de
raza negra que busca su propia identidad en un mundo donde el color de piel
es sinónimo de jerarquía social. Es en esta ciudad de contrastes paralelos donde
un individuo llamado Berry Gordy dará comienzo a un fenómeno en masa que
cambiará el destino de la música hasta entonces conocida.1
Al joven empresario le gusta ir a disfrutar de los conciertos de jazz, género
musical que está de moda durante los años cincuenta. Sus constantes visitas a los
eventos generan en él un proyecto cuyos alcances mercantiles se vinculan con
el inicio de una aventura que le podría redituar grandes beneficios económicos.
Sin pensarlo dos veces, Gordy inaugura un local donde comercializa discos de
jazz, el género que ha marcado su vida, donde resalta su admiración por el gran
músico Billie Holiday y, como un buen empresario que se preocupa por ofrecer
al público los mejores productos, revisa continuamente las listas del hit parade
donde su visión capitalista le permite detectar cuáles son los temas musicales
que están posicionados en los primeros lugares y de esta forma comercializar
con los éxitos del momento. Pero tiempo después el sueño que lo mantenía
vivo empieza a desvanecerse.
El negocio fracasa, no porque el jazz fuera un género malo o sin popularidad,
sino que hubo un detalle que Gordy pasó por alto: infirió que a los chicos de
los suburbs2 donde vivía también les gustaba el jazz pero no se percató de que
los jóvenes se sentían más atraídos por el rhythm and blues. Los jóvenes de
los suburbios consideran al jazz demasiado institucional, serio y pretencioso.
Lo que ellos prefieren es la race music3, este es el elemento clave. Para Gordy,
quien se mantenía en un estado de confusión y desconcierto ante el fracaso
vivido, pronto empieza a tener sentido una idea que no había tomado en cuenta:
la música negra la producen siempre los blancos y la catalogan en una lista de
popularidad especializada, aclarando que no está dentro del hit parade comercial.
1 Martel, Fréderic (2011). Cultura Mainstream. Cómo nacen los fenómenos de masas. México: Taurus.
2 Literalmente “suburbio”. El término se asocia muchas veces a zonas urbanas ricas o de clase
media, ya que en Estados Unidos la pobreza y los guetos se concentran a menudo en el centro
de las ciudades. Son unas afueras próximas, respecto a las periferias más lejanas o Exurbs.
3 Música racial.
76
4 Sede histórica de la empresa discográfica homónima, localizada en la ciudad de Hitsville,
Detroit, USA; conocida popularmente como la “ciudad de los hits”.
5 Martel, Fréderic, Op.cit. p. 121.
6 Del verbo to cross over, “cruzarse recubriendo” y que se puede traducir como “cruce” o “solapamiento”. Por extensión: mezcla de géneros, cruce de estilos, cultura híbrida.
77
Multidisciplina 14
La fórmula se encuentra al alcance de Gordy, sin embargo, es más que evidente
que la segregación racial tiene sus efectos dentro de los géneros musicales.
Consciente de la situación, Gordy planea una nueva estrategia para
consolidar nuevamente su proyecto comercial: una separación drástica entre
los editores y los sellos musicales. Decide dar prioridad a los autores sobre los
intérpretes, es decir, la persona que posee los derechos de las letras musicales
es quien tiene el poder y la oportunidad de sacar provecho económico de las
ganancias por las ventas de los discos. Tanto los editores como los managersproductores delinean sus campos de interacción e influencia. Los primeros
resaltan su admiración por las canciones, los compositores y los letristas;
mientras que los segundos fijan su atención en los intérpretes y tienen la
misión de producir a los artistas. La Motown4 inaugura los contratos de exclusividad para los artistas, quienes producen canciones en cadena. “La música
estaba literalmente por todas partes en Detroit”.5
El proyecto ha iniciado. Gordy se da a la tarea de comenzar un proceso
de reclutamiento y selección de artistas totalmente desconocidos para la
mayoría del público pero que, con el paso del tiempo, se convertirán en las
grandes estrellas que dejarán un legado en la música desarrollada a finales de
los años sesenta: músicos de la calle, cantantes de coros góspel en los templos
católicos, talentos de antes de la guerra cuyos nombres han sido olvidados o
se han desvanecido al paso de los años. Las voces cautivan a Gordy, pero sólo
una logrará encantarlo como si fuera un hechizo de magia: Diana Ross, su
secreta e íntima compañera. La mayoría de los artistas que descubre Gordy
formaron parte de los coros de las iglesias baptistas durante su niñez, lo cual
les proporcionó una privilegiada educación y un soporte musical adecuado.
Aretha Franklin, Marvin Gaye, Otis Redding, Ray Charles, Donna Summer,
Whitney Houston, Isaac Hayes son nombres que resuenan y hacen eco dentro
de la industria musical de la Motown.
El éxito que logró en su momento Berry Gordy se basó en una estrategia de
marketing que no debe sorprendernos ya que es el modelo que actualmente
se maneja en las grandes empresas de medios masivos: se trata de hacer
una música crossover,6 hecha y controlada por los negros para los blancos.
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
Contrariamente a lo que se pensaría, Gordy no busca que la gente de su raza
disfrute de este tipo de música, sino que su objetivo es crear un producto que
sea rentable y consumido por personas blancas. El propósito es ir formando un
mercado de consumidores que se sientan atraídos por el ritmo y tonada de las
melodías que los grandes ídolos se encargan de producir. El factor económico
será el principal estímulo para que Gordy siga descubriendo nuevos talentos
que cosechen el éxito y cuyas ganancias vayan a dar a sus bolsillos. La música
pop pretende rebasar las fronteras musicales, mezclando los diversos géneros,
para ganar un lugar dentro de las listas del hit parade.
El siguiente paso de Gordy es el antecedente de lo que años después se
convertiría en un verdadero fenómeno de masas dentro de la música: se
propone abarcar el mercado de los jóvenes para tener una mayor audiencia
consumista. Los chicos blancos, que vivían en los suburbios de clase acomodada,
empiezan a frecuentar los clubes nocturnos, que todavía no eran discotecas. En
los jóvenes, Gordy encuentra el punto clave para consolidar el más grande
proyecto mercantilista conocido hasta entonces. Su meta es lograr que los
éxitos que él produce ocupen los primeros lugares de las listas del hit parade.
Ser mainstream7 significa pensar siempre en un público de masas. Para ello
hay que dar más importancia a la emoción que al estilo, a la estructura de
la canción más que a su inventiva musical y creativa. La música pop no es
un movimiento histórico, no es un género musical, se inventa y se reinventa
cuando la ocasión lo requiere.
En medio de la gran euforia por el auge de dicho movimiento masivo hacen
su aparición los sellos, los cuales representan una identidad, mientras que la
major tiene como finalidad asumir la totalidad de los gustos del público, toda
la gama; el sello sólo se ocupa de un género, en tanto que las majors poseen
muchos sellos, divididos por géneros, estilos, y a menudo en función de las
personalidades que dirigen dichos grupos. El paisaje musical estadounidense
tuvo un momento de cambio radical a raíz de una serie de acontecimientos
complementarios y conflictivos que determinaron el rumbo de la naciente
generación pop:
7 Literalmente “dominante” o “para el gran público”. Se dice, por ejemplo, de un producto
cultural que aspira a tener una gran audiencia. Mainstream culture puede tener una connotación positiva, en el sentido de “cultura para todos”, y también negativa, en el sentido de
“cultura dominante”.
78
‣‣ Surge la playlist, una lista de temas musicales que a lo largo del día se van
repitiendo dentro de la programación radiofónica.
‣‣ La syndication es la emisión frecuente de un mismo programa pero con
variantes, aunque el formato es exactamente el mismo.
‣‣ La payola es una “retribución” que se da a las empresas radiofónicas para
que transmitan los éxitos que forman parte de sus sellos musicales.
Los premios Grammy estructuran el mundo de la música pop y permiten que
se consolide una unidad que rebase las competencias entre los géneros y los
sellos musicales. Estas recompensas son las que determinan el mainstream.
Estos galardones musicales fueron creados en 1958 y se convirtieron en un
acontecimiento importante a partir de su difusión por ABC en 1971. Tienen
lugar todos los años en febrero desde el Staples Center de Los Ángeles, y
se busca que sean eventos dignos de recordarse dentro del ámbito musicalentretenimiento. Los directivos a cargo de la realización del evento piensan en
grande: quieren mostrar a los estadounidenses que no existen fronteras en la
historia de la música, sea del género que esté de moda al momento.8
Otro personaje importante dentro de la revolución de la música pop es
David Geffen, descendiente de una familia judía europea emigrada de Tel Aviv.
La principal motivación de este joven es la música y siente una admiración
inmensa por el rock. Su primera incursión dentro de la industria discográfica es
en la empresa William Morris. Allí se da cuenta que el papel de intermediario
no tiene muchas ventajas ni beneficios económicos. A él le gusta el contacto
directo con los artistas, por lo que decide iniciar su carrera en la industria
musical como manager de varios artistas de rock y soul. Su estrategia, al igual
que Gordy, es llevar a los artistas a la categoría de “popular”, figuras que, sin la
8 Martel, Fréderic, Op.cit, p. 133.
79
Multidisciplina 14
‣‣ En 1996 la liberalización del medio radiofónico es un hecho: en un principio,
nadie podía tener más de siete aparatos en su poder, luego esta cifra pasó
a doce y después a 18. Al darse la desregulación de este medio, la empresa
Clear Channel pudo pasar en menos de cinco años de 43 emisoras a 1,200
aparatos radiofónicos, convirtiéndose en el símbolo de la homogeneización de la programación de radios en los Estados Unidos.
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
presencia divina de su persona, seguirán produciendo ritmos pesados o alternativos que no convencerán al público. Transforma el rock acústico, género
demasiado alternativo, un poco áspero, con voces demasiado roncas, en rock
urbano, convirtiéndolo en un estilo menos bruto, menos ruidoso, más electro y,
por supuesto, más comercial. Esta comercialización permite ventas inimaginables de los discos al conservar el estilo popular de las canciones y lograr que la
comercialización haga su trabajo en las tiendas de discos. El gran leitmotiv de
la música popular en Estados Unidos gira alrededor de la pérdida de independencia y de la recuperación por el mercado.9
David Geffen tiene como meta principal vender, comercializar, incursionar
dentro del capitalismo dominante. No encuentra diferencia entre la música
creada por razones idealistas y la música hecha para ganar dinero, ambas
pueden dar los resultados más favorables a los objetivos de cada uno de los
representantes del imperio de la música pop. El éxito de Geffen se debe a
su capacidad para comprender que la música popular estadounidense está
pasando de una época a otra: lo esencial no se basa en las raíces, el género
y la historia, sino en la imagen, la actitud, la sensibilidad y el estilo mismo.
Geffen siente fascinación por los adolescentes de 15 años que ve por la calle,
por su gran plasticidad cultural, porque no se rigen bajo valores tradicionalistas y jerarquías al estilo europeo. Su esquema de trabajo consiste en
adentrarse de forma total en la carrera de los artistas que él produce, pero al
mismo tiempo, no asimila la forma de vida de sus estrellas como muchos en
la industria. Es un hombre de negocios que ama la música pero que no forma
parte de su mitología.10 Si la nación francesa siente al vino como algo propio,
del mismo modo que sus trescientas sesenta especies de quesos y su cultura11,
los empresarios estadounidenses, como David Geffen, sienten lo mismo pero
con una ligera variante: la construcción y el estilo siempre estarán por delante
de la creatividad e innovación musical.
La música country es la variedad estadounidense de las clases populares,
incluidos los campesinos del sur de Estados Unidos. Es un estilo muy enraizado
en la vida local, lo que implica que no se presta a la exportación. Se vende
un poco en Canadá, Australia, Nueva Zelanda, Irlanda y en las ciudades más
populares del norte de Reino Unido, pero nada más.
9 Ibíd, 135-136
10 Ibíd, 136-137.
11 Barthes, Roland (1997). Mitologías. México: Siglo XXI.
80
12 Entretenimiento. Se habla de las entertainment industries, las industrias del entretenimiento.
13 Martel, Fréderic, Op.cit. p. 145.
81
Multidisciplina 14
Para Brian Graden, presidente de MTV, el entertainment12 constituye la
base de toda su estrategia mercadológica: el entretenimiento da placer a la
gente, hace que a los jóvenes les guste lo que la cadena musical y televisiva
han creado para ellos. Inicialmente, a MTV le costó trabajo encontrar su
modelo de marketing y sólo siguió gracias a lo que, al principio, se negaba a
promocionar: la música negra. Para la cadena, ésta no alcanzaba la categoría de
mainstream como para tomarla en cuenta, era un género, un nicho vacío. En la
actualidad, en la era de la tecnología y el internet, YouTube se ha convertido en
una amenaza peligrosa para las grandes cadenas musicales. La transmisión de
videoclips gratuitos, la misma idea con la cual MTV ascendiera al éxito, ahora
se vuelve en su contra.
MTV (Music Television) se fundó el 1 de agosto de 1981. “Ladies and gentlemen,
rock and roll”, fueron las primeras palabras que se escucharon en la cadena,
leídas por el presidente de aquel entonces, sobre las imágenes del Apolo XI
posándose en la luna. A partir de entonces, MTV no ha programado rock and
roll, sino que se ha inclinado por el soft rock y el recurrente pop mainstream.13
A raíz del surgimiento de YouTube, su audiencia ha descendido drásticamente
y su facturación está al borde del colapso. Con el objetivo de dar una nueva
imagen a la cadena, Graden ha implantado una serie de medidas para recuperar
al auditorio que está perdiendo.
Ha reafirmado su vocación generacional volviendo a poner énfasis en los
jóvenes de 15 a 34 años y descartando completamente a los videoclips, por lo
que su prioridad ahora son los formatos interactivos, la realidad más allá de la
pantalla, los talk-shows, series animadas que fueron éxitos en los inicios de la
cadena y la producción de nuevas series originales. Algo inusitado es la incursión
de la cadena dentro del mercado de los videojuegos, adquiriendo productoras
experimentales o consolidadas, como Harmonix o Atom Entertainment. MTV
no descansará hasta recuperar al público que YouTube le ha arrebatado.
El fenómeno de la música pop marcó un hito en la cultura de Estados Unidos
y, posteriormente, en los países latinoamericanos donde el género incursionó
con gran éxito. La producción mercantilista de estos productos significó un
momento culminante para las grandes empresas de medios masivos, las cuales
buscaban nuevos conceptos que ofrecer al público que gustaba de escuchar una
canción y dejarse llevar por el ritmo y la “armonía” de lo que ellos consideraban
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
“popular”. Este género es una mezcla de diversos estilos que dieron forma a
toda una estructura musical que sigue vigente hasta nuestros días, aunque con
variantes que le han hecho perder la creatividad e innovación artística que lo
caracterizaron durante los años sesenta.
La vida juvenil en México y las canciones de “aliviane”
México atraviesa por un cambio de influencias. De los valores culturales naturalmente consagrados, a los valores urbanos, con su mezcla de impresiones,
jerarquizaciones del gusto que se modifican a voluntad, culto a la velocidad, fe
en el diálogo rápido como la sombra de las psicologías. En las obras narrativas
de Gustavo Sáinz y Parménides García Saldaña se trasladan fragmentos
del habla juvenil, de la ronda de fiestas y tocadas, del rock y de su planeta
contiguo, la idea de la Revolución Sexual. Se inicia lo que algunos llaman con
gran imprecisión, sino es que burla, “literatura de la onda”, cuyo origen es la
devoción por las grandes figuras del rock, la cultura juvenil y las nuevas experiencias: ácido, mariguana, hongos, peyote.14
Los jóvenes viven bajo el amparo de personajes de cuentos y novelas donde
desean encarnar las cualidades atribuidas a los semidioses del rock, y viven
para la frase incisiva, el desplante, el sexo experimentado como alucinación, la
alucinación inducida que perfecciona el orgasmo o su equivalente, el desafío
de la droga, la incomprensión del tedioso mundo de los adultos. Decenas de
jóvenes asaltan el cielo del tradicionalismo con actitudes a la vez imitativas y
originales, derivadas y nacionalistas. No puede ser de otro modo, se necesita
demoler o esquivar prohibiciones y regaños moralistas.
Un acontecimiento efímero y enriquecedor a la vez: la emergencia de la
contracultura, cuyo término es tomado de la experiencia norteamericana de la
rebelión estudiantil en las universidades de Berkeley y Columbia, del repudio a
la guerra de Vietnam y del festival de Woodstock. La contracultura atrae a miles
de jóvenes a través de la experiencia compartida del rock. Intervienen el deleite
ante las nuevas “puertas de la percepción”, la creación de comunas y, seña y
contraseña, su amplia variedad lingüística: el habla de la “onda”, derivado del
slang de las drogas, la cárcel y la frontera, la inventiva verbal que requieren las
nuevas situaciones. Este lenguaje resulta saludable y renovador, la invención
entre hallazgos y repeticiones de palabras, de actitudes y desafíos a las genera14 Monsiváis, Carlos (2010). La cultura mexicana en el siglo XX. México: El Colegio de México.
82
La incursión de la música pop durante la década de los ochenta
Luego de 1968, los cambios culturales se producen con rapidez. La movilidad
cultural, ya abierta, le resulta a muchos el sustituto de la movilidad social, ya
en vías de total cancelación. Y lo latinoamericano es cada vez más lo nacional.
La tradición también se modifica, al compás de los cambios del gusto histórico.
Cada generación, lo acepte o no, lo perciba o no, lo incorpore o no selectiva
y críticamente, se mueve dentro de dictámenes de lo bello, lo eufónico, lo
violento, lo sagrado, lo erótico, que se ratifican o se rectifican pero allí están.
Estos dictámenes son aplicables en todos los aspectos, incluso en lo que a
15 Ibíd., p. 380-381.
16 Ibíd., p. 381.
83
Multidisciplina 14
ciones anteriores. Los urgidos de espacios libres requieren del idioma sectorial,
las palabras de la tribu, y el habla denota orgullosamente las diferencias con la
generación pasada porque disminuye o vuelve, de forma psicológica, utilitarios
los bienes máximos de consumo: automóvil (lámina) y casa (cueva); porque
define bandos (los chavos/ la tira/ la chaviza/ la momiza); porque pregona como
bien máximo la vida sin ambiciones o metas prefijadas (el aliviane, desafanarse,
andar en el role) y la pérdida de temor a lo nuevo o la carencia de importancia
de la mayoría de los hechos (llegarle, no hay grito, no te azotes).15
A este nuevo dialecto juvenil, a estos lenguajes corporales, a este gran
repudio de las tradiciones y a este distanciamiento de la sociedad, lo nutren en
diversos niveles la influencia de los jóvenes norteamericanos, la experiencia
psicodélica, la mariguana como fuente de vinculación social, de mistificación
y credulidad espiritual. Los que, con intensidades y maneras distintas, viven la
contracultura están convencidos de acercarse por el habla a la liberación por
medio de la suma de experiencias inaugurales.
El rechazo social no se consuma y pronto la provocación y los desafíos
vitales, musicales y literarios desembocan en la asimilación llena de culpas
o en la marginalidad resentida. Revolución no lograda, el Sistema adquiere
mayor fuerza. A las palabras de la onda las saquea la publicidad comercial y
el slang elabora su propia cárcel; sin embargo, se le atribuye la ampliación de
espacios culturales y morales a esta vivencia colectiva. Por el tiempo que dure,
la contracultura es la alternativa fundamental que va de los libros al rock, a la
experimentación vital, y Avándaro es la gran fiesta contracultural.16
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
música se refiere.17 No es casualidad que el género de la música pop en español
sea considerado, por diversos sectores, dentro de alguna de las categorías antes
expuestas. Para los inicios de la década de los ochenta, la música pop incursiona
dentro del concepto de “novedad”, manejado erróneamente por las industrias
de los medios masivos en beneficio de sus propios intereses.
Los años ochenta inician con gran fuerza en la capital más poblada del
mundo: la Ciudad de México. De forma sorpresiva, el año comienza con un
apagón eléctrico en 70% del territorio nacional. El entonces presidente, José
López Portillo, pareció no darle la importancia debida al asunto ya que se
encontraba solucionando situaciones más delicadas relacionadas con la
inestable economía mexicana.
Se dan cambios dentro de la sociedad cosmopolita capitalina: las televisiones a color marca Toshiba inician su proceso de comercialización para
que las familias mexicanas tengan un medio de acceso a toda la programación abastecida por la entonces televisora que dominaba, y sigue dominando,
el mercado de los medios masivos: Televisa. Las chicas de bar empiezan a
frecuentar las cantinas de las colonias populares de la gran urbe, esto como
una iniciativa propuesta en el congreso para que se les permitiera a las mujeres
frecuentar estos “centros nocturnos” sin ningún tipo de prohibición. Las crisis
se mantienen latentes en el panorama nacional. Se lleva a cabo en la ciudad de
Cancún el Foro Mundial de la Organización de las Naciones Unidas.
En la pantalla chica, las programaciones varían de acuerdo a los gustos y
preferencias de cada uno de los integrantes de la familia tradicional mexicana de
los años ochenta. Los niños se entretienen con Hola Sandy Bell, la historia de una
chiquilla en busca de su más grande amor; Kum Kum, pequeños cavernícolas que
viven aventuras en la era prehistórica y Belle & Sebastian se convierten en los
personajes predilectos de los miembros más pequeños de la familia.
Para los jóvenes, siempre en busca de una identidad y sentido de pertenencia,
la televisión ofrece una serie hecha para ellos: Cachún Cachún Ra Ra, donde se
narran las peripecias de un grupo de estudiantes de preparatoria. Las mamás
de los niños y jóvenes se impactan ante las desventuras y sufrimientos de
Verónica Castro en El Derecho de Nacer, la telenovela más vista en los hogares
mexicanos. En cuanto a géneros musicales se refiere, sólo es cuestión de tiempo
para que se empiecen a dar las primeras manifestaciones de un fenómeno que
17 Ibíd., p. 387-388.
84
18 http://laoti.blogspot.mx/
85
Multidisciplina 14
tendría características particulares en México, pero que no tendría referentes
con alguna de las corrientes desarrolladas en Estados Unidos e Inglaterra.
La música pop inicia su incursión en el territorio nacional con el lanzamiento
de Hoy no me puedo levantar, primer sencillo de la agrupación española Mecano,
destinado a batir records en ventas de discos y cuya popularidad empezaba a
consolidarse dentro del escenario musical mexicano en 1981. En ese mismo año,
Televisa da a conocer a la audiencia a un grupo infantil que, con el tiempo, se
convertiría en una de las agrupaciones de música pop más importantes de los
años ochenta, convirtiéndose en un fenómeno que sigue vigente hasta nuestros
días: Timbiriche.
El contexto musical mexicano se consolida con el surgimiento del concurso
de canto conocido como Festival OTI, certamen internacional en el que los países
miembros de la Organización de Televisión Iberoamericana (OTI) competían
interpretando una canción. Un jurado formado por personas relacionadas con
el mundo de la música valoraba las diferentes canciones mediante votación, y
los tres temas musicales que mayor puntuación obtenían se llevaban un premio
en metálico. El Festival de la OTI surgió a partir del modelo de Eurovisión (a
su vez éste una adaptación del certamen italiano de San Remo) y se celebró por
primera vez el 25 de noviembre de 1972 en Madrid, y su última edición tuvo
lugar en 2000. A partir de ese año el festival dejó de celebrarse.18
Dentro de este festival surgirían algunos de los íconos que, en determinados sectores de la población, eran considerados como representantes de la
música pop: Emmanuel, Yuri, Imelda Miller, María Medina, entre otros artistas.
Este famoso certamen fue perdiendo fuerza al paso de los años, hasta que vio
desaparecer el brillo y la popularidad que lo caracterizaron en un principio.
Sin embargo, esto no significó el fin del género pop en español. Pronto
harían su aparición agrupaciones y artistas que dejarían un impacto en la
música mexicana de los años ochenta: Timbiriche, Flans, Menudo, Luis Miguel,
Lucero, Magneto, etc. El detalle con esta nueva corriente era que no ofrecía
nuevos conceptos o novedades musicales que se pudieran haber esperado. Al
final sólo se trató de una reproducción de ritmos y tonadas que habían sido
vistas en otras agrupaciones extranjeras y que fueron adoptadas en México,
no para generar nuevos estilos entre la juventud, sino para iniciar toda una
estrategia de producción y consumo de formas simbólicas amparadas bajo el
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
estilo musical pop que no dejó huella en la historia de México durante los años
que siguieron a su incursión en del país.
El género pop en español como elemento de mal gusto
La música pop en español sigue tan vigente como el primer momento en que
hizo su incursión en el país hace ya muchos años. Los grupos musicales de
ese entonces asumieron un papel protagónico ante las audiencias masivas que
iban a cantar con ellos las canciones que habían logrado convertir en éxitos
del momento, auspiciados por las empresas discográficas que vislumbraban un
periodo de bonanza económica que duraría mucho tiempo.
Pero la interrogante que aquí se plantea con respecto al poder que adquirió
el género pop en español durante su momento cumbre en el panorama musical
de México es, ¿por qué las personas se sentían, y se siguen sintiendo, atraídas
por un estilo musical simple, repetitivo y corriente? Para poder abundar en
esta interrogante es necesario dar una definición de lo que implica el mal gusto
dentro de la sociedad y las repercusiones que este fenómeno tiene en diversos
ámbitos, concretamente, los artísticos.
Todo el mundo tiene conciencia plena de lo que es el mal gusto, nadie
tiene temor de individualizarlo y ponerlo en práctica, pero es precisamente
la combinación de estos factores lo que dificulta dar una definición precisa y
específica de lo que es. No debe sorprendernos el hecho de que para establecer
una definición operativa del término se tenga que recurrir al juicio de los especialistas, es decir, las personas que tienen “buen gusto” y saben detectar cuando
un aspecto o situación se considera de “mal gusto”.19
El mal gusto se reconoce de forma instintiva, se deriva de una reacción
de indignación ante una manifestación fuera de proporción, ante algo que es
considerado fuera de lugar. Ejemplos cotidianos se pueden citar: una corbata
verde en un traje azul, o una opinión importante hecha en un momento poco
apropiado, o expresiones enfáticas que no se justifican por la situación, etc. El
mal gusto se caracteriza por una falta de medida ante lo que se dice o hace, pero
es importante puntualizar que las normas que rigen estas medidas varían según
los contextos y la cultura en donde se está desarrollando dicho fenómeno. En
la actualidad se ha dado un nuevo giro a la concepción del mal gusto, refirién-
19 Eco, Umberto (2011). Apocalípticos e Integrados (3ª ed.). México: Tusquets.
86
20 La primera aparición de la palabra data de la segunda mitad del siglo XIX, cuando los turistas
americanos que deseaban adquirir un cuadro barato, en Mónaco, pedían un bosquejo
(sketch). De ahí vendría el término alemán para designar la vulgar pacotilla artística,
destinada a compradores deseosos de fáciles experiencias estéticas.
21 Eco, Umberto, op. cit. p.87.
22 Ibíd., p.87.
87
Multidisciplina 14
dose a él con otro término más estilizado y que podría entrar en la categoría de
“buen gusto” para los especialistas: el kitsch.20
El kitsch se nos presenta como una forma de mentira artística o un “mal
en el sistema de valores del arte… La maldad que supone una general falsificación de la vida”.21 Este fenómeno, amparado erróneamente bajo el concepto
“artístico”, es un producto fácilmente comestible, no sólo del arte, sino de
cualquier ámbito donde lo artístico y creativo tengan presencia, refiriéndonos
claro al aspecto creativo musical. El kitsch se propone como cebo ideal para
una audiencia perezosa que desea participar y sentirse parte de los valores
de lo bello, y convencerse a sí mismo de que los disfruta, sin la necesidad de
implicarse en esfuerzos que requieren toda su atención y sentidos.
El kitsch se asume como un típico logro de origen pequeño burgués, como
un vehículo de fácil reafirmación cultural para un público que cree gozar de
una representación original del mundo, cuando la verdadera realidad es que
goza sólo de una imitación secundaria de todos aquellos aspectos artísticos
en los cuales la sociedad se vincula de forma cotidiana. Aquí tenemos ya un
primer acercamiento al por qué las personas se sienten atraídas por un género
musical simple y corriente: este estilo se presenta como una creación “artística”,
surgida de mentes “innovadoras”, cuyo objetivo es dar al público una nueva
imagen musical de determinados artistas, sin darse cuenta de que sólo se trata
de un estilo que imita otros modelos existentes y repite patrones vistos en otros
contextos, pero se adaptan al tipo de sociedad en el cual pretenden incursionar.
El kitsch está directamente vinculado con una cultura de masas y una
cultura media, y consecuentemente, una cultura de consumo. Este fenómeno
tiene aspectos a favor y en contra: para Hermann Broch, sin el kitsch, no habría
ningún tipo de arte; Walther Killy se pregunta si la falsa realidad que nos ofrece
el kitsch es verdadera y sólo se trata de una mentira, o si de verdad satisface
una necesidad indispensable de ilusiones alimentada por el individuo mismo.22
Queda latente la idea de que este fenómeno, al final, resulte esencial en la vida
cotidiana de los seres humanos, donde produce efectos en los momentos en que
los consumidores así lo piden, además de gozar de los efectos, y no detenerse
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
a la difícil tarea de un esquema artístico complejo y responsable. La industria
de la cultura, destinada a una masa de consumidores, en gran parte ajena a la
complejidad de la vida cultural especializada, se ve orillada a vender “efectos
ya fabricados”, a prescribir con el producto las condiciones de utilización, con
el mensaje y las reacciones que éste debe provocar en el público.
Mientras la cultura media y popular no venden ya obras de arte (de
cualquier tipo, refiriéndonos específicamente al aspecto musical), sino sus
efectos, los artistas se sienten impulsados por reacción mecánica a insistir en
el polo opuesto: a no sugerir ya efectos, ni a interesarse en la creatividad e
innovación de la obra, sino en el “procedimiento que conduce a la obra”.23
Clement Greenberg afirma que mientras la vanguardia24 imita el acto de
imitar, el kitsch25 imita el efecto de la imitación. La vanguardia en el aspecto
artístico pone en evidencia los procedimientos que conducen a la realización
de la obra; el kitsch pone en evidencia las reacciones, emociones y sentimientos
que dicho producto debe provocar y elige como finalidad de la propia operación
la preparación emotiva del consumidor.
No solamente surge la vanguardia como reacción a la difusión del kitsch,
sino que éste se renueva y prospera aprovechando los descubrimientos
e invenciones de la vanguardia. Ésta, por un lado, reacciona contra esto
intentando elaborar continuamente nuevas propuestas eversivas, mientras
que la industria de la cultura de consumo, estimulada y fortalecida con las
propuestas que ofrece la vanguardia, produce ininterrumpidamente obras de
mediación, de difusión y adaptación, prescribiendo una y otra vez, en formas
mercantiles, cómo demostrar el debido efecto ante modos de crear que originalmente pretendían ser reflejados sólo sobre las causas.26
Para los efectos del tema que se está abordando, debe entenderse que la
música pop en español se presenta como una idea nacida de la vanguardia
musical que se estaba desarrollando en la década de los años ochenta y que
los jóvenes lo adoptaron como algo propio; que nació de México, sin alcanzar
a comprender que lo que estaban experimentando, en cuanto a ritmos y
melodías, no eran más que imitaciones y productos repetitivos que ya habían
sido probados en otros lugares, donde el éxito o el fracaso determinó el impacto
23 Ibíd, p. 90.
24 Concepto vinculado al arte en su función de descubrimiento e invención.
25 Entendido como cultura de masas.
26 Ibíd., p. 93.
88
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
En un intento por definir lo que entendemos por música pop en español, podemos
decir que es la música producida para el mercado de habla hispana, cantada
por grupos o cantantes juveniles creados y promovidos como mercancías por
la industria disquera mediante los medios masivos de comunicación, y cuyo
discurso es convencional y sencillo. Por lo general, los jóvenes escuchan esta
música por la radio, la ven por la televisión y acapara los anaqueles de las
tiendas de discos.
Se puede definir a la música pop en español como la canción contemporánea apoyada por grandes compañías disqueras, con objetivos económicos
muy claros y definidos, seguida por grandes audiencias. Como forma contemporánea de la poesía oral, este estilo musical está conformado por un nivel que
es palabra y por otro que es música, es decir, es música y letra combinadas,
producida y distribuida masivamente para ciertos sectores de la población. Las
empresas disqueras desempeñan su papel y trabajan para capturar y mantener
la atención a lo largo del planeta sobre el artista, para crear una omnipresencia
de la música alrededor de nuestras vidas.27
Gracias a la mediatización ha cambiado la forma en que se usa la música
en el siglo XX: ha dejado de ser sólo un acto cara a cara para producir nuevos
parámetros de audición estética. De este modo, los músicos deben hacer que sus
interpretaciones “en vivo” se parezcan lo más posible a sus grabaciones en disco
y no a la inversa, como sucedía desde los orígenes de la grabación sonora en 1950.
Cuando se creía que el disco había llegado a su fin y con él la difusión
masiva de la música en general aparece el casete, que vuelve sencillo el
consumo musical y lo transforma en parte de la cotidianeidad. Sin embargo,
la omnipresencia de la música se vuelve una realidad con la introducción del
walkman, aparato que vino a revolucionar las formas de escuchar música y las
prácticas culturales.
Ahora, la música podía ser escuchada no sólo en ambientes cerrados como
el hogar, el auto o la discoteca, sino también cuando se realizaban diversas
27 Suárez Gómez, Leticia (2009). ¿Qué hacen los adolescentes con la música pop en español? Un
estudio de sus prácticas cotidianas. México: Universidad Pedagógica Nacional.
89
Multidisciplina 14
La especificidad de la música pop en español
Humanidades
que dejarían en la vida de cientos de adolescentes que estaban en busca de una
identidad propia, separada del mundo complicado y tradicional de los adultos.
René León Valdez
actividades en espacios abiertos, como hacer ejercicio fuera de casa o convivir
con los amigos en el parque. Ni que hablar del MP3 o el iPod, que hacen del
consumo musical una presencia que acompaña hasta los lugares más íntimos.
Estamos frente al posicionamiento definitivo del sonido grabado como vehículo
de comunicación y redefinición de las prácticas musicales.28
Lo anterior hace difícil sustraernos de todas aquellas actividades que se
generan en torno a la música, sobre todo para las generaciones de los noventa
y posteriores, para quienes la música se ha convertido en una compañera
inseparable en la vida cotidiana.
La música pop en español y los espacios de interacción cotidiana en las
sociedades urbanas
Un primer elemento que no se puede dejar de lado para el análisis de la música
pop en español es su carácter fundamentalmente urbano. La música pop en
español es un producto de las industrias del entretenimiento, un estilo musical
que remite a la vida urbana. En la interacción de las prácticas musicales de
los sujetos, en espacios y tiempos específicos de la vida cotidiana, donde el
fenómeno musical se desarrolla y cobra relevancia como mecanismo de
cohesión social, es decir, gracias a los vínculos sociales que los sujetos establecen
unos con otros logran construir un sentido de sí mismos específico y único que
les permite reconocerse a la vez como individuos singulares y como parte de
un grupo social. A través de este mecanismo de identificación/distinción, el
sujeto surge como tal y se relaciona con los otros, ya sea sus predecesores, sus
contemporáneos o sucesores.29
El término “cotidiano” es sinónimo de diario y “vida” el intervalo de tiempo
que transcurre entre el nacimiento y la muerte. Entonces, se puede decir que
la vida cotidiana es todo aquello que se desarrolla día a día, durante el tiempo
que transcurre desde el nacimiento hasta la muerte. Este devenir diario
está estructurado por las actividades y rutinas que se realizan en espacios y
tiempos determinados.
La vida cotidiana no puede existir si no hay un orden establecido y éste se
refleja en todas las prácticas sociales, incluida la escucha musical. A través de
los sistemas normativos que rigen los diferentes espacios de interacción, los
28 Ibíd, p.46-47.
29 Ibíd, p.74-75.
90
La satisfacción de necesidades en el público
La satisfacción de las necesidades en el público es una de las características
esenciales de las industrias del entretenimiento: los productos satisfacen los
deseos que el público, de forma inconsciente, pide a las empresas de medios
masivos. Una forma en que las necesidades de las personas son satisfechas es la
siguiente: la cultura se segmenta en fragmentos (deporte, educación, religión,
diversión, etc.), sin vínculos entre sí, y la totalidad de la vida cultural de la
persona es clasificada en ramas específicas, como pueden ser revistas de música,
deportes, noticiarios, libros, galerías de arte, entre otras. La división que se
hace del público en comportamientos aislados se halla en estrecha relación con
la del producto que se fabrica para el objetivo principal: entretener.
Lo importante es que a todos se les ofrezca algo, bueno o malo, de modo
que nadie pueda escapar del sistema y cada individuo reaccione de manera
espontánea y elija aquel producto con el cual se siente identificado, tomando
en cuenta la categoría a la que pertenece. La mercancía producida en serie
siempre obedecerá a una lógica de consumo que responderá a las demandas de
futuros clientes, clasificados según su poder adquisitivo. Cuando una manifestación cultural llega a operar fuera de la fórmula establecida por la industria
del entretenimiento, se le absorbe y se presenta a un nuevo grupo de consumidores como otro producto elaborado para públicos “especializados”, con lo que
91
Multidisciplina 14
individuos construyen su propia identidad y regulan las relaciones sociales
en un tiempo y espacio determinado. Es precisamente aquí donde uno de los
dispositivos privilegiados de ordenamiento de las relaciones en las sociedades
modernas es el fenómeno musical.
La música pop en español contribuye a regular los distintos espacios de
interacción que no sólo están relacionados con la vida familiar, sino con otros
espacios determinados por múltiples relaciones, es decir, por las relaciones que
establecen con los otros en distintos lugares tanto públicos como públicosprivados y privados, destinados por lo general al tiempo de ocio.
Las actividades que los individuos realizan todos los días en mayor o menor
medida están acompañadas por la música, ya que gracias al desarrollo de las
nuevas tecnologías, esta expresión se ha ido incorporando a la vida diaria a tal
punto que hoy sería difícil imaginarla sin ella, pero hay que ser conscientes
que esto no siempre fue así.
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
se busca evitar cualquier impulso de creación artística que cuestione la formula
industrial establecida.
En el fondo, más que una distinción de contenido, la producción de la cultura
en serie sirve para que los industriales de la cultura puedan seguir construyendo y clasificando a sus consumidores, para organizarlos y manipularlos en
sectores específicos. De acuerdo con esta estrategia, la industria cultural busca
la homogeneización del sujeto mediante la pérdida de su capacidad crítica.
El sistema capitalista logra que cada uno de los individuos que consumen
el producto industrial se comporte de forma espontánea en concordancia con
la categoría en la que se le ha clasificado: las revistas deportivas se dirigen a
hombres “audaces”, las musicales, a los jóvenes; las científicas y políticas, a
los intelectuales; las de finanzas, a los empresarios; las de belleza, a mujeres
jóvenes, etc. Los individuos-consumidores quedan reducidos a un número, a
una estadística, que es distribuida en los mapas y gráficas de las oficinas de
investigación de mercado, según ingresos, gustos, lugar de vivienda, trabajo.
Las industrias del entretenimiento: una red que se retroalimenta. El
caso de la industria musical
Una de las innovaciones que trajo consigo la industria cultural fue la producción
masiva de mercancías, porque resultó más eficaz fabricar un producto para
un millar de clientes que hacer mil productos diferentes de acuerdo con las
exigencias individuales de cada uno. Referirse a la industria musical es hablar,
principalmente, de una red de dependencia mutua, de profundos y sólidos
vínculos tanto en el tiempo como en las diversas escalas espaciales (mundial,
continental, nacional, regional y local), que interactúa con la radio, la televisión,
las revistas y las compañías disqueras, lo que ha dado como resultado la estandarización y racionalización de las formas culturales.
Los productos se hacen a la medida de la masa consumidora, con la cual se
garantiza la venta y la ganancia, de modo que la dependencia es una característica común de esta esfera cuyas distintas ramas están entrelazadas en el aspecto
económico. La industria discográfica basa su producción en la demanda de los
cinco principales mercados musicales culturalmente distintos: el clásico, el pop,
el campesino y el oeste, el soul y el latino.30
30 Ibíd., p.35.
92
La canción de consumo
El hecho de que la canción de consumo pueda atraernos gracias a un imperioso
aguijón del ritmo, que interviene dosificando y dirigiendo nuestros reflejos,
puede constituir un valor indispensable que todas las sociedades sanas han
perseguido y es el canal normal de desahogo para una serie de tensiones. Y es
un ejemplo entre muchos. Se perfila una primera línea de investigación que
93
Multidisciplina 14
Mientras que la televisión impulsa a los artistas de las disqueras a través de
los programas televisivos, la radio transmite sus discos, promueve entrevistas
y firmas de autógrafos, programas de conciertos, etc., para lanzar y mantener
en circulación a las “estrellas del momento”. La maquinaria industrial se pone
en marcha para hacer llegar la foto, la camiseta, el disco, la revista, la taza, el
cartel, la pluma del artista consentido a manos del público.
A la par, los medios impresos alimentan el imaginario del consumidor y la
omnipresencia del artista mediante la publicación de entrevistas, fotos, carteles,
que despiertan la curiosidad del público por conocer más de sus ídolos. Las
figuras que aparecen en películas y programas de televisión, o los artistas que
se escuchan a través de la radio, el DVD o el disco se transforman en puntos de
referencia comunes para millones de individuos, que tal vez nunca interactúen
entre sí, pero que comparten, en virtud de su participación en una cultura
mediatizada, una experiencia común y una memoria colectiva.
De este modo, la mercancía que venden las industrias del entretenimiento
y en torno a la cual giran los distintos productos particulares es la estrella. A
partir del desarrollo del cine y de la radio, el sistema de estrellas, impulsado por
la industria del cine hollywoodense, se ha constituido como el eje de funcionamiento de las industrias del entretenimiento contemporáneas.
Se resalta el mecanismo donde la música pop inicia un proceso de reproducción mecánica cuyo objetivo es la comercialización de los productos
creados y distribuirlos a todos los lugares donde la música forme parte del
estilo de vida de las personas que ven pasar cada día de su vida en compañía
de un estilo de música que, si bien, no ofrece conceptos novedosos y creativos,
sí ofrece entretenimiento y distracción a todos aquellos que no escapan de
sus envolventes ritmos.
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
consiste en localizar en los mecanismos de la cultura de masas valores de tipo
inmediato y vital, a considerar como positivos en diversos contextos culturales.31
Si el hombre de una civilización industrial de masas es un individuo heterodirigido32, la canción de consumo aparece como uno de los instrumentos más
eficaces de coacción ideológica del ciudadano de una sociedad de masas. Y
es el último y más completo acto pedagógico de homogeneización del gusto
colectivo y de su esclerotización bajo exigencias fijas e inmutables, en las que
la novedad es introducida con tino, en pequeñas dosis, con el fin de despertar
el interés y emoción de los futuros compradores sin contrariar su pereza.
El panorama aparece altamente dramático y ambiguo. Por un lado, tenemos
una continua modelación del gusto colectivo por parte de una industria de la
canción que crea, a través de sus divos y música, los modelos de comportamiento que después se imponen dentro de la sociedad; y cuando los muchachos
creen escoger los modelos según su comportamiento individual, no son
conscientes que dicha conducta se articula según la determinación continúa y
sucesiva de los modelos. Por otra parte, es una realidad que, en la sociedad en
la que viven, los adolescentes no hallan ninguna otra fuente de modelos, o por
lo menos, ninguna otra fuente tan enérgica e imperativa.
La música reproducida
La llegada de la música reproducida ha cambiado las condiciones de consumo
y de la producción musical en la misma medida en que la imprenta cambió las
condiciones de lectura y de la producción literaria. El problema sociológico
nace cuando, con la invención del disco y del gramófono, con la producción
industrial de estos instrumentos y con la creciente asequibilidad económica del
producto, el consumo de música reproducida se convierte en asunto de masas.
Al principio el disco ofrece una música cualitativamente inferior a la que puede
escucharse en vivo pero, poco a poco, el producto mejora técnicamente y con
la llegada del long play y de los equipos de high fidelity, el disco logra al fin
permitir condiciones de audición ideales.
La música de consumo ha sido la bandera bajo la cual las grandes empresas
de medios masivos han forjado su poder y control sobre las creaciones
31 Eco, Umberto, op. cit., p. 269.
32 Para el cual piensan y desean los grandes aparatos de la persuasión oculta y los centros de
control de gusto, de los sentimientos y de las ideas; y que piensa y desea conforme a los
designios de los centros de dirección psicológica.
94
Operación ideológica y estrategias típicas: A modo de conclusión
La música pop en español surgió como una “necesidad” aparente de crear
nuevas fuentes musicales que generaran ingresos a las compañías disqueras.
El argumento bajo el cual se escudaban los dueños de estas empresas era la
necesidad de formar una nueva corriente musical que unificara a todos los
individuos, en especial, a los adolescentes, siempre en busca de la eterna
identidad que los haga pertenecer a la sociedad. El género pop abarca el
mercado de los jóvenes, los cuales representan a la mayor audiencia consumista.
La década de los ochenta está representada por los clubes nocturnos, centros
de diversión donde los jóvenes acuden en busca de nuevas sensaciones y para
disfrutar de la vida.
Se considera justo que se les ofrezca una “nueva” propuesta musical que los
unifique para llevar a cabo un mecanismo de identificación con algunos de los
artistas que están empezando a tener auge dentro del género pop en español.
Las industrias de los medios son organizaciones comerciales que operan en un
mercado competitivo sujeto a presiones financieras y a incentivos de diversos
tipos; de aquí que los cambios surgidos en las industrias de los medios sean
respuesta a los imperativos económicos y a las limitaciones políticas que
afectan a dichas industrias en tanto intereses comerciales.34
Los productores musicales asumen como “legítima” la creación del género
pop como una alternativa más dentro de los diversos estilos musicales en
español. Sin embargo, es importante resaltar que los grupos que son promocionados dentro del género pop no ofrecen ningún concepto nuevo, creativo u
original al género de la música popular en México. El punto importante de este
33 Eco, Umberto, op. cit, p. 289.
34 Thompson, John B. (1993). Ideología y cultura moderna. Teoría crítica social en la era de la
comunicación de masas. México: UAM Xochimilco.
95
Multidisciplina 14
musicales que han surgido en los diversos contextos sociohistóricos en los que
ha dejado una huella permanente en la vida de jóvenes pertenecientes a las
diversas generaciones musicales representativas de cada época. La música pop
no es un género en sí mismo, es una mercancía que se vende al mejor postor
para explotarla y obtener el respectivo beneficio monetario que tanto se espera.
Los aspectos ideológicos predominan en este tipo de música, donde el ritmo y
la armonía de la melodía son remplazados por la reproducción de repertorios
anteriormente vistos con otras agrupaciones musicales del mismo género.33
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
fenómeno, vinculado a la comunicación de masas, no es que un número dado
de individuos reciban el producto, sino más bien que los productos estén desde
el inicio disponibles a una pluralidad de receptores.35
Los ritmos musicales que emplea cada agrupación, sea Timbiriche, Menudo,
Flans, o artistas como Lucero o Luis Miguel, son tomados de los géneros pop en
inglés, los cuales han tenido un gran éxito a nivel mundial. El pop en español
tuvo un impacto recurrente en la década de los ochenta y noventa pero no
ofreció nada nuevo a la industria musical mexicana. Los productores de las
industrias del entretenimiento, en este caso, de las agrupaciones musicales y
sus éxitos, buscan ofrecer algo a los consumidores: los adolescentes.
La creación de estos productos funge como enganche para atraerlos
y mantenerlos atrapados dentro del sistema de consumismo capitalista,
adaptándose a sus necesidades y diseñando el producto cultural de acuerdo a
su nivel socioeconómico y cultural. Esta mercancía producida obedece a una
lógica de consumo que responderá a futuros compradores clasificados según
su poder adquisitivo. Las casas disqueras asumen que los jóvenes necesitan
propuestas musicales que les brinden nuevas experiencias y sensaciones que los
hagan identificarse con los artistas que están de moda en las listas del hit parade.
El género pop en español sigue atrayendo a un gran público juvenil, tal y como
se lo había propuesto cuando incursionó hace varios años en el escenario musical
mexicano. Este género musical se asumió como unificador de toda la juventud
mexicana, siendo tomado como “heredero” de las épocas doradas del rock and
roll. Los medios masivos, en especial la televisión, empiezan a incursionar para
promover el talento musical de las nuevas estrellas que sirvieran como íconos
a la juventud que estaba en pleno desarrollo. Nacen los programas musicales
donde los participantes que aspiraban a convertirse en estrellas competían para
lograr fama y éxito por medio de su aparición en la pantalla chica.
Un ejemplo claro de esto es el fenómeno musical y televisivo de Rebelde.
Este melodrama inició en octubre de 2004, en el horario prime-time, el horario
estelar más visto y caro de la televisión mexicana, con una audiencia de 38
millones de televidentes. A partir del concepto básico -una telenovela- se
forma un grupo musical que desarrolla un concepto discográfico: RBD, que
con sus dos primeras producciones discográficas vendió dos millones de copias
en todo el mundo, sin contar la venta ilegal de los mismos, lo que equivale a
21.8 millones de dólares.
35 Ibíd., p. 318.
96
Referencias
ࣩࣩ (s.f.). Recuperado el 30 de Marzo de 2013, de http://www.misrespuestas.com/quees-el-folk.html
ࣩࣩ (s.f.). Recuperado el 27 de Octubre de 2012, de http://centros4.pntic.mec.es/ies.
melchor.de.macanaz/Departamentos/Musica/Evolucionmusicapop.htm
ࣩࣩ Barthes, R. (1997). Mitologías. México: Siglo XXI.
ࣩࣩ Eco, U. (2011). Apocalípticos e Integrados, México: Tusquets.
ࣩࣩ Iberoamericana, O. d. (s.f.). Recuperado el 01 de Febrero de 2013, de http://laoti.
blogspot.mx/
ࣩࣩ Martel, F. (2011). Cultura Mainstream. Cómo nacen los fenómenos de masas, México: Taurus
36 Suárez Gómez, Leticia. op. cit., p. 40-42.
97
Multidisciplina 14
Su apuesta principal va más allá del concepto discográfico. La clave del
éxito se encuentra en la venta de licencias de la marca Rebelde. Así, se podían
encontrar en el mercado desde tarjetas coleccionables, hasta ropa, pasando por
chicles, pulseras, revistas oficiales, entre otros productos. Rebelde como producto
se convirtió en una moda. Tal vez no toda la música pop en español siga el
sistema de mercantilización fundado por Rebelde, pero el proceso de industrialización al que se enfrenta para colocarse en el gusto musical de los consumidores
no dista mucho del implementado por el grupo-concepto juvenil Rebelde.
Basta asistir a cualquier concierto que dé cualquier artista del género pop
y se podrá observar en todo su esplendor la cosificación de la estrella. Ésta se
convierte en camiseta, foto, taza, pulsera, cartel, botón; el producto es lo de
menos, lo que importa es tener un pedazo, un recuerdo del artista favorito. De
esta manera, el capitalismo contemporáneo rebasa las fronteras nacionales y
se vuelve internacional. Las exigencias de la producción y los referentes de
consumo no se detienen en las fronteras de las culturas regionales.36
Este género entra en el mundo contemporáneo auspiciado por las grandes
compañías disqueras, las cuales tienen sus objetivos económicos muy bien
delimitados, donde las grandes audiencias representan las entradas de capital
que dichas corporaciones están buscando. Los sellos musicales capturan y
mantienen la atención sobre el artista todo el tiempo y en todos los lugares, con
el fin de crear una realidad omnipresente de la “estrella” y su música dentro de
nuestra vida cotidiana.
Humanidades
La Música Pop en Español: Industria Artificial y de Entretenimiento
René León Valdez
ࣩࣩ Monsiváis, C. (1998). A ustedes les consta. Antología de la crónica en México, México: Era.
ࣩࣩ Monsiváis, C. (2010). La cultura mexicana en el siglo XX, México: El Colegio de México.
ࣩࣩ Pacheco, J. E. (2011). Las batallas en el desierto, México: Era.
ࣩࣩ Poniatowska, E. (2009). La noche de Tlatelolco, México: Era.
ࣩࣩ Suárez Gómez, L. (2009). ¿Qué hacen los adolescentes con la música pop en español? Un
estudio de sus prácticas cotidianas, México: Universidad Pedagógica Nacional.
ࣩࣩ Thompson, J. B. (1993). Ideología y cultura moderna. Teoría crítica social en la era de la
comunicación de masas, México: UAM-Xochimilco.
RENÉ LEÓN VALDEZ es estudiante de sexto semestre de la Licenciatura en
Comunicación. Investigación realizada dentro del grupo de Iniciación Temprana a
la Investigación del Departamento de Desarrollo e Investigación en Comunicación y
Estudios Culturales coordinado por el Lic. Luis Felipe Estrada Carreón y la Dra. Lucía
Elena Acosta Ugalde.
98