Download buenas prácticas de dispensación en la farmacia oficinal

Survey
yes no Was this document useful for you?
   Thank you for your participation!

* Your assessment is very important for improving the work of artificial intelligence, which forms the content of this project

Document related concepts
no text concepts found
Transcript
BUENAS PRÁCTICAS DE DISPENSACIÓN EN LA FARMACIA OFICINAL
COMUNITARIA Y HOSPITALARIA
Consideraciones Generales
Los medicamentos deben ser dispensados solamente por establecimientos habilitados por la autoridad sanitaria competente
y cuyas actividades serán inspeccionadas
regularmente por la autoridad jurisdiccional
En el ámbito comunitario y hospitalario,
los servicios Farmacéuticos comprenden
toda gestión que garantice la adquisición,
preparación, conservación y dispensación
de los medicamentos, ayudando a la sociedad a emplearlos adecuadamente para el
uso previsto y en cumplimiento de la legislación vigente.
Este capítulo introduce términos y definiciones que son normas indispensables en
el cumplimiento de las condiciones exigidas por las Buenas Prácticas de Dispensación, lo cual constituye una herramienta
que permite establecer criterios que abarcan diversos aspectos para la adquisición,
preparación, conservación y dispensación
de los medicamentos.
Las Buenas Prácticas de Dispensación
no son un elemento estático, todo lo contrario, son metodologías de trabajo susceptibles de una actualización continua.
Glosario
Las definiciones dadas a continuación
se aplican a los términos empleados en esta
norma. Es posible que tengan significados
diferentes en otros contextos.
Servicios Farmacéuticos: resultado tangible o intangible de un proceso en el cual
se participa en la investigación, preparación, distribución, dispensación, control y
utilización de los medicamentos y otros
productos para la salud, ofreciendo información y asesoramiento a quienes los prescriben, indican o usan.
Habilitación de la Farmacia: documento legal emitido por la autoridad sanitaria,
que establece la autorización del establecimiento y su director técnico.
Dispensación: es el servicio Farmacéutico que consiste en la entrega del medicamento y la información sobre su buen uso
y que incluye la interpretación de una receta en los casos que correspondiere.
Persona autorizada: es del Director
Técnico Farmacéutico o el Farmacéutico
Auxiliar que él designe a los efectos de
realizar y/o autorizar la dispensación.
Procedimiento operativo para la dispensación: es el procedimiento escrito que
contiene las instrucciones para realizar
aquellas operaciones que no necesariamente son específicas de la dispensación.
Farmacovigilancia: es la ciencia y actividades relacionadas con la prevención,
conocimiento, detección y evaluación de
reacciones adversas y otros posibles problemas relacionados con medicamentos.
Problema relacionado con medicamentos: es cualquier evento indeseable que
presenta el paciente en el cual está involucrado el tratamiento farmacológico o se
sospecha que lo está y que interfiere de
manera real o puede interferir en la evolución deseada del paciente.
Intervención farmacéutica: es la estrategia que incluye procedimientos educativos
y/o informativos abordados por el Farmacéutico para intentar resolver un problema
relacionado con medicamentos, tendiente a
mejorar el resultado clínico del tratamiento
farmacológico.
1
Promoción de la Salud: es el proceso
que capacita a las personas para controlar y
mejorar su salud.
tendrá bajo su custodia todos los productos
acorde a las normativas vigentes.
Educación Sanitaria: es un instrumento
que posibilita la promoción de la salud. Es
el aprendizaje que supone no sólo la
transmisión de información, sino también
el fomento de la motivación de las habilidades personales y la autoestima, necesarias para adoptar medidas destinadas a mejorar la salud.
Farmacéutico evitará la adquisición y dispensación de medicamentos y productos para la
salud que presenten modificaciones no indicadas expresamente en sus rótulos y/ o prospectos. Se considera que la detección de cambios
en el aspecto físico de los medicamentos o sus
envases podría ser evidencia de una posible
inestabilidad o alteración en su composición,
por lo que se debe observar:
Información: es el asesoramiento brindado para prevenir incompatibilidades o
interacciones frente a otros medicamentos
y/o alimentos, para lograr el cumplimiento
de los objetivos terapéuticos buscados, así
como también incluye la consulta o derivación del paciente al profesional que corresponda según su incumbencia.
 cambios en caracteres físicos como
modificaciones de color u olor, coberturas
deterioradas, cápsulas rotas, aparición de
precipitados, separación de emulsiones,
polvos que no se reconstituyen adecuadamente, entre otros;
 modificaciones en el envase primario como pérdida del contenido del envase,
deterioro de su aspecto, adulteraciones de
fecha de vencimiento, lote, partida o rótulos.
 modificaciones en el envase secundario, como toda evidencia que permita
suponer una mala conservación, fallas de
impresión, adulteraciones de fecha de vencimiento, lote o partida, ó rótulos.
Servicios orientados al medicamento,
materias primas, y productos sanitarios,
previos a la dispensación en donde el
Farmacéutico garantiza la calidad de los
productos que dispensa dando cumplimiento a las siguientes actividades:
Evaluación de la procedencia y adquisición: el Farmacéutico es el responsable
de garantizar la calidad y legitimidad de
los productos que dispense siendo éstos
adquiridos a través de proveedores debidamente habilitados por la autoridad sanitaria.
El Farmacéutico debe además cooperar
en la detección y denuncia de medicamentos ilegítimos y de medicamentos con problemas de calidad o efectividad.
Custodia, almacenamiento y conservación: el Farmacéutico asegurará que las
condiciones de almacenamiento y conservación sean las adecuadas en cada caso e
instrumentará los mecanismos para detectar las fechas de vencimiento previas a la
dispensación. Asimismo el Farmacéutico
Descarte, devolución, destrucción: el
Comprobadas estas irregularidades, el
Farmacéutico deberá abstenerse de dispensar estos medicamentos y notificar a la
autoridad sanitaria competente sobre las
anormalidades observadas o sospechadas.
Deberá cumplir con los retiros del mercado indicados por la autoridad sanitaria
pertinentes e instrumentará los mecanismos
necesarios para la devolución de los medicamentos, materias primas y productos
sanitarios, así como la eliminación de los
residuos peligrosos, acorde a la legislación
vigente.
Preparación de medicamentos magistrales
y oficinales: el Farmacéutico es responsable de
la preparación de medicamentos magistrales y
oficinales, dando cumplimiento a las Normas
2
de Buenas Prácticas de Preparación de Farmacopea Argentina.
3